🙀 ¿Pueden Comer Arroz los Gatos?

En corto, sí, los gatos pueden comer arroz. Si tu amigo felino se siente particularmente curioso o hambriento, incluso puede intentar masticar arroz crudo. ¡Pero este cereal crudo debe estar prohibido para gatos de todas las razas y edades!  Los gatos no lo pueden digerir bien.

El arroz cocido debe mezclarse en pequeñas cantidades con el alimento o concentrado al que tu gato ya esté acostumbrado y sólo si padece un caso grave de diarrea como un tratamiento.

El bienestar de todos los miembros de la familia es una preocupación constante en el hogar. Algo similar sucede con las mascotas, su salud es del interés del núcleo familiar. 

Para estar seguros de que tu gato puede comer arroz, es importante visitar al veterinario al y realizarle un evalúo previo para determinar qué alimentos puede y no puede comer. Se trata de una visita rutinaria, para evaluar el estado del nuevo miembro del núcleo familiar y detectar cualquier anomalía. 

Adicionalmente, es la única persona con el conocimiento académico necesario para guiar la alimentación de los animales y garantizar un estilo de vida saludable por muchos años más. 

Por otra parte, el arroz es uno de los alimentos más frecuentes en las recetas, dulces y saladas, de todo el mundo.

Es un cereal bastante versátil, que sirve para acompañar cualquier platillo e incluso, es apreciado por los múltiples beneficios que le aporta al organismo humano. 

Por ejemplo, tiene un importante contenido en fibra, funciona como fuente de energía, es bajo en grasas y es rico en nutrientes  y hierro. Aunque, esto no significa que sea saludable para los mininos, en la misma medida.

El arroz es un carbohidrato fácil de digerir pero también rápido en convertirse en glucosa, por ello, se debe considerar siempre limitarle su consumo a todo animal doméstico, especialmente nuestros gatitos.

¿El arroz es saludable para los gatos?

Los gatos son animales esencialmente carnívoros, lo que implica que su dieta debe estar principalmente basada en proteínas, siendo ésta su fuente principal de energía. De hecho, en comparación con  los perros, es posible decir que tienen un mayor requerimiento de alimentos proteicos. 

Por su parte, el arroz es un cereal compuesto principalmente por hidratos de carbono, es decir, no aporta los nutrientes necesarios para mantener los requerimientos calóricos de los gatos. Sin embargo, no es un alimento tóxico para los mininos y puede ser incluido en su dieta de forma esporádica; de lo contrario, podría causar un déficit nutricional en la salud del felino.

Paralelamente, cuando se trata de enfermedades relacionadas con el tracto digestivo en gatos, tales como: Indigestión o diarrea, alimentarlos con arroz puede mejorar la situación.

Más, debe ser por periodos cortos, ya que en exceso, este cereal puede causar la producción excesiva de gases o problemas para ir al baño en los felinos. Cabe destacar que, en ningún caso los gatos pequeños pueden comer arroz, esta práctica podría perjudicar su proceso de desarrollo. 

 Â¿Qué beneficios tiene el arroz para gatos?

Aún cuando el arroz, blanco o integral, no puede aportarle a los gatos todos los nutrientes necesarios para su correcto desarrollo, proporciona algunos beneficios para su salud, que tu felino te agradecerá.

Estos son: Hierro, calorías como fuente de energía, magnesio y vitamina B. De igual forma, es importante que busques la asesoría de un veterinario para saber en qué proporción puedes incluir el arroz en la dieta de tu gato, es decir, cuántas veces a la semana y cómo. 

¿Cuándo es malo para mi gato comer el arroz?

Al igual que con la mayoría de los alimentos, la moderación es clave y alimentar a tu gato con arroz tiene sus puntos negativos.

El arroz no puede aportar muchas proteínas  y el alto consumo de carbohidratos elevará los niveles de glucosa en la sangre, provocándole un aumento de peso y riesgo de desarrollar otras enfermedades graves como la diabetes.

Según la Facultad de Medicina Veterinaria de la Universidad de Cornell, los síntomas de la diabetes felina podrían incluir:

  • Vómitos
  • Sed excesiva
  • Micción constante
  • falta de apetito
  • desnutrición
  • incapacidad de saltar
  • debilidad notoria

A pesar de sus bondades digestivas, el arroz en realidad no tiene mucho valor nutricional para los gatos. De hecho, demasiado arroz puede provocar cierto grado de desnutrición, lo que afectará la vida útil y la salud corporal.  

Son más que capaces de sobrevivir sin arroz, siempre que les des una dieta de comida para gatos de alta calidad y que cubra todo el espéctro alimenticio que requiere tu amigo felino.

Algo que debes saber es que se administra a recién nacidos o gatitos pequeños, una dieta a base de arroz puede causar subdesarrollo. En otras palabras, los riesgos que presenta el arroz para la salud de su gato superan el único beneficio de tratar la diarrea.

Consideraciones finales

Ahora que conoces los beneficios y las desventajas del arroz como alimento para felinos, es hora de hacer la pregunta principal: ¿Pueden los gatos comer arroz sin ocacionarles problemas?

La falta de valor nutricional y los peligros de la hinchazón o la desnutrición hacen que el arroz sea un alimento bastante prohibido para los felinos sanos.

Alternativas más saludables que el arroz para tu gato

Si deseas probar con algunos “premios” o golosinas alternativas en lugar de arroz, considera las verduras.

“Los dueños de mascotas siempre pueden intentar darles verduras a los gatos en la comida o en las meriendas, no todos los comerán ”, dice el Dr. Richter. «Ciertamente hay buenos nutrientes en las verduras cuando forman parte de una comida equilibrada».

Por último, si tu gato tiene algún trastorno del sistema digestivo, no cuentes con el arroz para solucionar el problema.

En su lugar, llama a tu veterinario y busca la opinión de un profesional sobre cómo ayudar a tu preciosa bolita peludita de amor.

error: Contenido Protegido contra la piratería.