¿Los perros pueden comer pan?

Alrededor del mundo, existen personas que tienen la costumbre de dar a sus mascotas las sobras de la comida del día, aparte de su dieta. Sin embargo, aunque son parte de la familia, los animales no siempre pueden comer lo mismo que los miembros humanos del círculo familiar.

De hecho, existen alimentos que parecen inofensivos; pero, en exceso, pueden causar complicaciones de salud en los perros.

Entre estos alimentos se encuentran: El chocolate, la leche, los huesos, dulces y todo tipo de bollería.

En este sentido, lo más recomendable es buscar la asesoría de un veterinario para garantizar la buena alimentación de tu cachorro o simplemente, limitarse a darles alimentos especiales para perros, que tienen todos los nutrientes, proteínas y minerales necesarios para alargar su tiempo y calidad de vida.

Cabe destacar que, el requerimiento calórico de los animales es distinto al de los seres humanos; además, los perros son omnívoros, es decir, pueden comer todo tipo de alimentos.

No obstante, su dieta está basada principalmente en proteínas; por lo que, un déficit de éstas, en combinación con un exceso de hidratos de carbono y vegetales, podría afectar gravemente su salud y simultáneamente, causarles malestares y a largo plazo, enfermedades.

¿Mi perro puede comer pan?

Sí, pero no hay una razón con base en los parámetros de necesidad nutricional que lo requiera.

Los carbohidratos como el panpueden incluirse en la alimentación de los perros de manera limitada.

Pero, esto no significa que este tipo de alimentos deba ser la base de su dieta diaria, considerando que durante el proceso digestivo, los hidratos de carbono se convierten en azúcar, y en exceso pueden llegar a causar consecuencias negativas en la salud de tu mascota

Por otro lado, entre las “bondades relativas” del consumo de pan para los perros, se encuentra la posibilidad de mejorar el equilibrio en la función metabólica y al mismo tiempo, premiar y alegrar a tu cachorro, de vez en cuando, con un bocado diferente. Seguidamente, existen algunos tipos de pan más beneficiosos que otros, cuando se trata de animales. A continuación, te dejamos una lista:

  • El pan casero es la mejor elección para incluir en la alimentación de tu cachorro. En comparación con productos comerciales, contiene menos aditivos químicos, azúcar, sal, colorantes o conservantes que al final, pueden afectar la salud de tu perro.
  • El pan integral, es decir, con harina de avena, linoarroz cebada es una excelente opción si quieres incluir el pan en la dieta de tu mascota. Debido a su alto contenido de fibra es mucho más fácil de digerir, en comparación con aquellos cuya base es la harina de trigo. 

¿Cuando podría ser bueno darle pan a un perro?

¿Por qué muchas personas les dan pan a sus amigos caninos? Los perros son muy inteligentes y nos hacen hasta sentir mal si no compartimos pan, galletas, pastel y nuestra debilidad es complacerles. Además existen algunas razones que quizás no has considerado;

1. Tu perro ha comido algo con puntas o bordes afilados

A los perros les gusta masticar huesos, pero a veces se exceden y terminan tragándose fragmentos afilados. También se sabe que los perros comen agujas, uñas, brochetas, lo que sea y probablemente un perro haya intentado comérselo. Las puntas y los bordes afilados pueden causar mucho daño a medida que viajan a través del tracto gastrointestinal. En los casos más graves, pueden perforar el esófago, el estómago o los intestinos, lo que permite que el contenido del tracto gastrointestinal se derrame en la parte del cuerpo circundante.

El pan también puede ayudar a proteger el esófago de los fragmentos afilados si un perro finalmente vomita o se le administra un medicamento para que lo haga. Algunas personas recomiendan pan blanco, otras integrales. No creo que importe. Todo lo que tengas a mano servirá.

2. Tu perro se ha comido un trozo largo de cuerda, hilo, hilo o algo similar

Los trozos largos de textil, hilo se conocen con el nombre de “cuerpos extraños lineales” en lenguaje veterinario. A menudo, un extremo de un cuerpo extraño lineal quedará anclado en algún lugar a lo largo del tracto intestinal.

Cuando esto sucede, la acción peristáltica de los intestinos hace que suban por la cuerda. Los intestinos se pliegan como un acordeón, lo que les impide funcionar con normalidad. Si no se tratan, los cuerpos extraños lineales también pueden atravesar la pared intestinal y provocar peritonitis.

Una comida de pan después de ingerir un cuerpo extraño lineal puede ayudar a que el material se acumule y pase a través del tracto gastrointestinal.

3. Tu perro tiene malestar estomacal leve

Sé que he experimentado esto. A veces me salto una comida, o tal vez como algo que no me sienta bien, pero sea cual sea la causa, mi estómago reacciona mal y se siente “ácido o vacío”. Comer un trozo de pan puede ayudar.

Quizás el pan actúa como una esponja y atrapa todo lo que me irrita el estómago, lo que le permite moverse hacia abajo por el tracto gastrointestinal sin causar más problemas. El mismo escenario parece ocurrir con los perros. Si crees que a tu perro le duele un poco el estómago, darle un poco de pan puede ayudar, pero curiosamente él tiene la solución antes que le des pan: buscará comer césped.

4. ¿Tu perro necesita receta médica pero no se las traga?

Algunos veterinarios sugieren usar pan común para crear “sándwiches de mantequilla de maní diminutos” para tu perro (¡asegúrate de que la mantequilla de maní no contenga xilitol!).

Estos pequeños sándwiches pueden ser perfectos para esconder pastillas o medicamentos y asegurarte de que tu perro reciba la medicación que necesita sin tanto problema.

Recomendaciones para agregar el pan en la alimentación de tu perro

Como sugerencia, al hacer pan casero para el consumo de tu perro, procura prescindir del polvo de hornear y, sustituye la levadura común por fermento de cerveza, es más saludable.

Igualmente, evita añadir endulzantes convencionales y sal a la masa o en todo caso, utiliza miel u otras especies como canela o cúrcuma, que son deliciosos y traen muchísimos beneficios para la salud de tu mascota.

Como todo, nada en exceso y en cantidades lógicas para tu canino no será perjudicial, pero si le das pan dulce a tu can te arriesgas a que desarrolle problemas serios derivados del exceso de carbohidratos y azúcares.

error: Content is protected !!